Todo está bien una vez ustedes hayan identificado su propio mercado, su nicho, pero el dinero verdaderamente solo entra cuando usted pueda determinar la rentabilidad que hay en ese mercado.

Hice hincapié en la palabra “rentable” por una razón. No todos los nichos son rentables, aun siendo unos mininichos. Normalmente este es un problema cuando el mercado en Internet es demasiado pequeño para sustentar un negocio suficientemente rentable. Odio ser aguafiestas, pero esa es la verdad. Entonces se entiende que el mercado elegido no tiene potencial rentable, no hay nicho.

Aquí hay tres métodos que usted puede usar de inmediato para acceder a las ganancias del mercado:

Método de chequeo de rentabilidad N.° 1: búsqueda con palabras claves para medir los mercados objetivo. Las palabras claves son importantes, pero no son las únicas herramientas para descubrir nichos. Simplemente me apuntan en una dirección: usted sigue esa dirección y saca sus propias conclusiones. Las palabras claves son una brújula, pero su propio cerebro es el piloto. Las palabras claves me dan, como mucho, un abanico de tendencias. Es como tomarle la temperatura el mercado con la mano, en lugar de usar el termómetro. El mercado aparenta estar caliente, pero ¿cómo está de caliente en realidad? Para averiguarlo usted debe moverse con tácticas de investigación un poco más avanzadas.

Método de chequeo de rentabilidad N.° 2: averigüe el alcance que tiene su competencia. Es hora de entrar en Internet y poner esas palabras claves en un buscador, por ejemplo en Google. Mire los resultados y tome nota de los sitios que aparecen en los listados comunes, así como los resultados patrocinados por Google AdWords, que se ven en el lado derecho de la página. Ahí va a tener resultados patrocinados. Son relevantes los sitios que salen en los listados orgánicos, son de sitios web comerciales.

Es bastante difícil para los principiantes lograr diferenciar si hay competencia, si hay sobresectorización, pero ¿cuánto es demasiado? Un poco de competencia es bueno. Indica que el mercado es fuerte, la gente está comprando y el nicho es rentable. Aquí no hay reglas fijas, pero sí hay una regla útil: usted necesita comparar el volumen de búsqueda de las palabras claves con el número de hits o páginas indexadas informadas por Google. De igual forma, ¿qué pasa si encuentra un nicho con muy pocos sitios web que compiten o que tiene listados patrocinados? Esto podría implicar que usted ha descubierto un nicho de mercado que fue desatendido o pasado por alto. Sin embargo, también podría indicar que se trata de un mercado muerto, puesto que nadie está poniendo avisos o creando sitios comerciales, ya que la gente no está comprando.

Sin importar cómo parezcan las cosas, cuando esté en esta fase de la investigación, no deseche su idea. Hay una manera simple de eliminar las dudas de una vez por todas, y sabrá cómo hacerlo utilizando el siguiente método.

Método de chequeo de rentabilidad N.° 3: haga una investigación de mercado. Las investigaciones de mercado son muy útiles cuando llega el momento de crear su producto. Esto es porque usted permite que el mercado le diga qué es lo que necesita y cuánto está dispuesto a pagar. Y lo más importante, las investigaciones le permiten determinar de una vez por todas si su nicho de mercado tiene un potencial de rentabilidad o no.

¿Qué tipo de preguntas deberíamos formularle a ese nicho? Básicamente, pregunte todo lo que se le ocurra para que lo ayude a medir el interés del mercado en su idea de producto. Simplemente con preguntar, usted puede determinar muchas cosas: la intensidad del deseo del mercado para lograr una solución; la predisposición del mercado para tratar de conseguir otra solución más; la predisposición del mercado para pagar por tal solución; los problemas centrales escondidos dentro del mercado… Y adiviné qué: si no consigue que nadie responda a su investigación de mercado, aun si les está regalando algo a cambio, ese es un signo de que su nicho, o tal vez el producto que desarrolló para ese nicho, lamentablemente no producirá ninguna de las ganancias, y mucho menos grandes riquezas para usted. Así que vuelva a empezar ahora mismo.

Pin It on Pinterest

Share This